Saltar al contenido

8 Signos de Vidas Pasadas

¿Alguna vez has tenido la extraña sensación de haber vivido antes? ¿O tal vez has escuchado historias increíbles de vidas pasadas sobre personas que han recuperado recuerdos de una existencia anterior?

Si es así, probablemente te hayas preguntado acerca de la idea de la reencarnación y hasta te hayas cuestionado sobre cómo poder aprender sobre ellas. El concepto de una vida pasada y memoria celular han existido durante al miles de años. Esto es suficiente para darnos una buena razón para creer que hay algo en esa idea. Pero, ¿cómo podemos investigar la historia de nuestra alma de una manera sólida y exhaustiva que nos ayude a distinguir entre la memoria y la mera imaginación?

Si realmente deseas comprender sobre vidas pasadas y descubrir si has tenido una (o incluso hasta cuántas has vivido), vale la pena explorar esta meditación de Brian Weiss.

Y enfocarnos sobre todo en el concepto de memoria celular. Además, considerar los signos físicos, mentales y emocionales «claves» de que hemos tenido vidas anteriores, iniciemos con el concepto de memoria celular.

¿Qué es la memoria celular?

En pocas palabras, la teoría de la memoria celular sugiere que no solo el cerebro es capaz de almacenar y recordar experiencias. Sino que más bien, el cuerpo mismo puede contener recuerdos. Estos recuerdos pueden tener una poderosa influencia subconsciente en nuestros deseos, necesidades y respuestas a las cosas en nuestro mundo. Los expertos que estudian vidas pasadas a menudo creen que es nuestra memoria celular la que almacena datos sobre nosotros mismos. Es por eso que debemos adoptar un enfoque diferente para acceder a esta información (como las meditaciones), ya que simplemente sentarnos y reflexionar es poco probable que nos permita aprovechar nuestra memoria celular…

Índice de contenido:

8 signos de una «vida pasada»

Los siguientes ocho signos de experiencias de vidas pasadas pueden ayudarte a comprender más la historia de tu alma. Estos pueden proporcionarnos una nueva perspectiva sobre quienes somos y qué queremos del mundo. A medida que observas cada signo, considera cómo puedes promover el descubrimiento de más recuerdos de tus vidas pasadas.

Así que sigue leyendo para descubrir cómo la teoría de la memoria celular podría presentarse en el mundo físico …

1. Déjà Vu

Deja Vu es esa extraña sensación que sientes de repente cuando te golpea la sensación de que has hecho, escuchado o sentido algo antes. Puede ser provocado por todo, desde la cara de una persona hasta un olor, un gusto o visitar un nuevo lugar que no recuerdas haber visitado en esta vida. Cada vez que tienes este sentimiento, es una pista del tipo de vida pasada que puedes haber vivido.

La sensación de deja vu puede ser profundamente frustrante porque a menudo es fugaz y demasiado vaga como para brindarnos suficiente información concreta. Además, el fenómeno de deja vu a veces solo es causado por el recuerdo de una película, o bien, desencadenada por una similitud de circunstancias actuales y algo olvidado de nuestra infancia. Sin embargo, si pasas más tiempo alrededor de aquel factor desencadenante, es posible que poco a poco empieces a descubrir más y más recuerdos de una vida pasada. ¡Entonces, permanece abierto(a) a lo que este deja vu pueda estar tratando de decirte!


2. Recuerdos inusuales

Uno de los signos más comunes de vidas pasadas son los recuerdos inusuales. Estos pueden surgir en cualquier momento y pueden ser más detallados que los asociados con la sensación de deja vu. Por ejemplo, puedes notar que hay algo inusual en estos recuerdos cuando los comparas con los recuerdos de otros y descubres que no hay superposición. Esto es particularmente común con cosas que podrías pensar que sucedieron cuando eras más joven, pero que tu familia jura que nunca ocurrieron.

Por supuesto, siempre existe la posibilidad de que esto simplemente se reduzca a una memoria defectuosa y/o incluso a un sueño recurrente de nuestra infancia y que se ha codificado como real. Para saber si son recuerdos reales de vidas pasadas, busca cosas que puedas comprobar en esta realidad pero que no hayas podido conocer (como puntos de referencia específicos, personas o detalles característicos de un lugar). Este proceso te dará una manera de diferenciar entre realidad y fantasía.


3. Sueños y pesadillas

Las experiencias de regresión de vidas pasadas a menudo ocurren mientras duermes, manifestándose en sueños vívidos o pesadillas que permanecen contigo mucho tiempo después de que te despiertas. En el caso de las pesadillas, a veces puedes recordar traumas experimentados en tus vidas pasadas. Por ejemplo, cosas que han sido difíciles de vivir y que aún necesitan un procesamiento adicional. Mientras tanto, puedes soñar repetidamente con una persona que nunca has conocido, que bien podría ser una figura importante de tu pasado, pero que ahora esté muerta desde hace mucho tiempo.

Al igual que con los recuerdos aparentemente significativos, es importante buscar pequeños detalles que puedan parecer mundanos y, sin embargo, contengan la clave para comprender aquella vida que solías vivir. En particular, busca señales de dónde podrías haber vivido e intenta anotar todo lo que recuerdes en cuanto te despiertas. Con un poco de investigación, puedes comenzar a reducir dicha vida pasada a un país, ciudad u ocupación específicos.



4. Miedos y fobias


¡Al pensar en cómo recordar las memorias de vidas pasadas, tu mente puede no ir inmediatamente a la idea de las fobias! Sin embargo, estos temores y molestias aparentemente pueden ser vínculos con viejas experiencias de vidas anteriores, así que toma nota de ellas. Algunas fobias son extremadamente comunes y, por lo tanto, es menos probable que estén relacionadas con vidas pasadas. Ejemplos de tales miedos incluyen miedo a las alturas, procedimientos médicos, serpientes, tiburones y arañas. Todo esto se relaciona con un deseo básico de sobrevivir.

En contraste, los tipos de fobias que podrían indicar vidas pasadas incluyen miedos irracionales y altamente específicos. Piensa en el agua, un número particular, una forma, un objeto, etc. Observa si alguno de estos miedos se vincula con algún sueño o recuerdo que ya hayas conectado de alguna vida pasada. Por ejemplo, podrías temer al agua y soñar regularmente que te estás ahogando en un solo lugar.



5. Gustos y Pasiones


En una nota más agradable, es importante tener en cuenta que las vidas pasadas pueden conducir a experiencias positivas y satisfactorias (¡no solo miedos, pesadillas y recuerdos confusos!).

Una de las mejores señales de una conexión con vidas pasadas es una pasión fuerte e inquebrantable que da forma a quien eres. Aquí, no estamos solamente pensando en cosas que te gusta hacer en tu tiempo libre, sino más bien, en aquellas pasiones que no puedes resistir, y que te parecen tan necesarias como respirar.

Existen innumerables ejemplos de cómo se pueden manifestar estos tipos de pasiones y muy a menudo son enfoques creativos. Por ejemplo, si no puedes vivir sin música, no puedes pasar un día sin escribir o siempre estás ahorrando para nuevos suministros de pintura, es posible que hayas tenido una ocupación asociada con esto en tu vida anterior.

Y con tales actividades creativas, también puedes ver aspectos de tus vidas pasadas emergiendo en tu trabajo si simplemente dejas que esta creatividad fluya libremente.



6. Hábitos incontrolables


Todos tenemos tics y hábitos que son difíciles de explicar. Sin embargo, algunos de estos pueden ser el resultado de experiencias de vidas pasadas. Una vez más, como sucede con las pasiones, las que debes tener más en cuenta son las que no puedes controlar. En casos particularmente difíciles, estos hábitos pueden incluso convertirse en obsesiones y pueden llegar a ser hasta problemáticos en tu vida diaria. Los comportamientos obsesivo-compulsivos son relevantes aquí, aunque, por supuesto, también pueden estar relacionados con traumas y ansiedades que desarrollaste en esta vida.

Piensa también en los pequeños hábitos que necesitas para sentirte cómodo(a). Por ejemplo, un objeto que siempre necesitas cerca, un ritual que siempre tienes que hacer para relajarte, algo físico que haces para calmarte. Para cada uno de estos, piensa en con que podrías conectarlos con tu historia reciente, sin embargo cuando no puedas encontrar una explicación, busca posibles vínculos entre dichos hábitos y tu información sobre posibles vidas pasadas.



7. Dolores inexplicables


No hace falta decir que todo el dolor inexplicable debe ser investigado a fondo por profesionales médicos. Muchas enfermedades y afecciones son difíciles de descubrir y pueden requerir un diagnóstico largo de exclusión. Sin embargo, si tus médicos han agotado todas las explicaciones posibles para un tipo de dolor que tienes, no descartes la idea de que ese malestar podría estar relacionado con experiencias de vidas pasadas.

Un ejemplo obvio aquí es un dolor que se relaciona con una lesión que sufriste en una vida anterior o una que puedes haber experimentado como parte de una cirugía o parto. Agreguemos este dolor a las imagenes que estás construyendo de tus vidas pasadas, y observa cualquier pista adicional que pueda explicarlo. Si, por ejemplo, a menudo tienes una pierna adolorida inexplicablemente y sueñas repetidamente con correr, quizás solías ser un atleta, un soldado o alguien que resultó herido en una persecución.



8. Marcas de nacimiento


Finalmente, uno de los principales signos y símbolos físicos de vidas pasadas es una marca de nacimiento. Muchos de nosotros tenemos uno o más de estos, y a menudo simplemente las descartamos por insignificantes. Pueden ser causados ​​por nuestra posición en el útero, nuestro nacimiento o patrones aleatorios de pigmento. Sin embargo, las personas que estudian la naturaleza de la reencarnación a menudo se han preguntado si estas marcas podrían constituir evidencia concreta de vidas pasadas. De hecho, hay casos documentados de descubrimientos en imágenes que muestran las mismas marcas en otras personas.

Hay dos formas en que las marcas de nacimiento podrían estar vinculadas a la reencarnación. En primer lugar, porque pueden transmitirse a través de una serie de vidas, y pueden proporcionarle una forma de buscar imágenes del pasado sobre ti mismo en existencias anteriores. En segundo lugar, podrían relacionarse con una lesión en una vida anterior. Es posible que si tienes una marca rosa o marrón es por que resultaste herido en una de tus vidas anteriores.

Fuente: La Ley de Atracción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Comentarios (2)

tuve una pesadilla hace muchos años, que me venian siguiendo 2 hombres, yo me apuraba, caminaba cada vez más rápido y solo me veía mis pies y la terminación de mi falda larga. Cuando me quiero dar vuelta ellos estabn atrás mio y siento un dolor muy fuerte en la espalda y de golpe una luz muy brillante y me desperté del sueño, agitada, angustiada y con mucha palpitaciones. Unos años después mi mamá tenía un libro que me llamó la atención por el nombre » morir es volver a casa», lo empecé a leer y este libro daba testimonios de regresiones de gente que este profesional trataba. Uno de los testimonios era de una mujer que fue apuñalada y que en esta vida tenía una mancha marrón. Llevo desde mi nacimiento una mancha marrón en mi espalda a la altura de mi cintura y le tengo pánico a los cuchillos y a las armas…Y obviamente se me vino a la cabeza esa pesadilla que viví años atrás. Y tuve otro muy similar, pero fue en una guerra donde un soldado me dispara en la garganta, siempre lleve en la parte externa de mi cuello un pequeño agujerito muy disminuto que parece un lunar, pero no lo es.

Responder

tuve una pesadilla hace muchos años, que me venian siguiendo 2 hombres, yo me apuraba, caminaba cada vez más rápido y solo me veía mis pies y la terminación de mi falda larga. Cuando me quiero dar vuelta ellos estabn atrás mio y siento un dolor muy fuerte en la espalda y de golpe una luz muy brillante y me desperté del sueño, agitada, angustiada y con mucha palpitaciones. Unos años después mi mamá tenía un libro que me llamó la atención por el nombre » morir es volver a casa», lo empecé a leer y este libro daba testimonios de regresiones de gente que este profesional trataba. Uno de los testimonios era de una mujer que fue apuñalada y que en esta vida tenía una mancha marrón. Llevo desde mi nacimiento una mancha marrón en mi espalda a la altura de mi cintura y le tengo pánico a los cuchillos y a las armas…Y obviamente se me vino a la cabeza esa pesadilla que viví años atrás. Y tuve otro muy similar, pero fue en una guerra donde un soldado me dispara en la garganta, siempre lleve en la parte externa de mi cuello un pequeño agujerito muy disminuto que parece un lunar, pero no lo es.

Responder
Settings